Angop - Agência de Notícias Angola Press

Ministro João Melo contra periodistas corruptos

16 de mayo, 2018 - 11:08hs - Sociedad

Luanda - El ministro de Comunicación Social, João Melo, desalentó el lunes, en Luanda, actos de extorsión practicados por "pseudo-periodistas", que se ha vuelto común en la sociedad angoleña.

  • Ministro de Comunicación Social, João Melo

"No deben ceder el chantaje y la extorsión de pseudo-periodistas que existen en nuestra sociedad. "Nuestro consejo es no ceder el chantaje, si no nos quedamos en manos de los periodistas", advirtió el gobernante, en s intervención sobre la "comunicación y seguridad pública en un Estado Democrático y de Derecho", dirigido a los cuadros y dirigentes del Ministerio del Interior.

El gobernante aconseja grabar eventuales intentos de extorsión y chantaje, para encaminar a los tribunales a aquellas personas que emprenden la extorsión y chantaje.

Recomendó a los dirigentes para no corromper a los periodistas. "En la jerga periodística, se dice lo siguiente: el periodista quiere dos cosas, o información o dinero. El problema es cuando nos equivocamos y vamos a dar dinero a quien quiere información o lo contrario. Como es difícil saber, nuestro consejo es no ir a esas prácticas".

Sobre la conferencia, el ministro defendió una mayor apertura de los órganos de seguridad pública a la sociedad, anticipándose siempre en la divulgación de la información.

El ministro explicó a los dirigentes y cuadros del Ministerio del Interior (MININT) que la no observancia de la rapidez y anticipación en la divulgación de la información, puede hacer que los órganos de seguridad pública corran riesgos de ser superados, en esa era de la globalización.

Recomendó una actividad más proactiva para tener éxito, es decir, los órganos de seguridad pública deben ser los primeros en noticiar su perspectiva, porque quien salga en la delantera, divulgando el hecho sobre su perspectiva, sale pronto en ventaja e impone su versión.

Ante la complejidad de la sociedad cada vez más informada, João Melo advirtió que los problemas no deben, en principio, ser escondidos, ejemplificando que si la criminalidad está aumentando, se debe decir, porque el ciudadano ya sabe y vive esos problemas.

"Se debe, a veces, cuando la necesidad de obligar, omitir pero nunca mentir, por no ser una buena estrategia de comunicación. "Da resultados, pero sólo a corto plazo y no recomiendo", subrayó, destacando la importancia de la comunicación en la prevención de crímenes.

También sugirió la necesidad de potenciar las Oficinas de Comunicación Institucional e Prensa, planificar las acciones de comunicación, recurrir a las agencias y especialistas, así como a la oficina de riesgo, para tener éxito en la estrategia de comunicación.

"La comunicación no hace milagro, por más ágil y brillante que sea, el determinante es hacer las cosas bien o demostrar la sociedad que estamos esforzándonos para hacer las cosas bien", finalizó.